Soy tierra de mi patria


¡Que la sangre de mi espíritu
sea mi patria!...,
que su lluvia me posea,
su sol caliente me bese
y que madure mi fruto...
Su brisa eleve mi canto
sin lágrimas, sin lamentos
y que mi alma trascienda
en voz, verso y sentimiento.

Que la llama que consume
el decir de mi garganta
pueda en las sombras guiar
al perdido peregrino...
Que los senderos se ananchen
transformándose en caminos
mudando piedras,
sembrando olvido
y por propuesta,
que este amor
sea la fuerza y motivo
el impulso hacia el destino.

Que sea un atardecer rojizo
de arreboles sobre el mar
lo último que pueda apreciar
mis ojos, mi voz, mi canto.
Sobre ese lienzo tallar
con precisión de artesana
en esa postrera visión
los tonos de mi ilusión...
¡Y así entregar mi ensueño
en mi terruño bendito
que se ha declarado dueño del latir de mi corazón!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s